Inicio 31 de marzo de 2006

USD Obs.:     :     UF:     UTM:

La cepa italiana Lambrusco llega a Chile para quedarse
La cepa italiana Lambrusco llega a Chile para quedarse

Las nuevas tendencias del vino buscan con ansias productos innovadores, así lo ideal es guiar al consumidor a una nueva experiencia con sabores antes no probados...



Aceite de oliva chileno obtiene primer lugar en el 12° concurso Sol D´Oro en Verona, Italia


El SOL D’ ORO de Verona, es un concurso internacional que reúne a productores de Aceite de Oliva de todo el mundo quienes compiten en tres categorías: Frutado Suave, Medio e Intenso, en donde son evaluados por catadores expertos internacionales.

Históricamente, los productores italianos han sido quienes se han llevado los máximos galardones, pero en esta oportunidad el producto aceite de oliva Extra virgen Petralia de la empresa TerraMater S.A., obtuvo el primer lugar en la categoría “frutado suave”.

Ya en 2002 TerraMater S.A. había recibido un “Premio Especial del Jurado al mejor aceite extra-virgen de origen no-italiano”.

Además, la Agrícola Valle del Quilimarí con el Aceite de Oliva Extravirgen recibió un diploma de “Gran Mención”, que los reconoce como uno de los mejores del mundo.

Jorge Astudillo Gálvez, olivicultor de la agrícola Valle del Quilimarí, declaró: “Mi alegría es total dado que la empresa donde soy responsable de la producción envió una muestra normal, tal y como la recibe el cliente final”. Esto constituye un doble mérito para las empresas chilenas, puesto que los aceites han sido envasados hace varios meses, en comparación a los productores europeos quienes lo hacen en contra estación.

Otras olivícolas chilenas que obtuvieron menciones honrosas fueron agrícola Olivos De Huaquen en “frutado suave”, y agrícola Valle Grande en “frutado intenso”.

Más información acerca de este premio en el sitio Web del 12º Sol d’Oro.

El Negocio del Olivo en Chile

Cuenta la historia que los primeros olivos llegaron a América desde Sevilla a las Indias del oeste (Caribe) y más tarde se propagaron al resto del continente. En 1560, ya había plantaciones de olivos en México, y luego llegaron a Perú, California, Argentina y Chile.

Las plantaciones no tardaron en extenderse desde el Valle Central hasta el Valle del Limarí por el Norte y el Río Bío-Bío por el Sur.

La industria olivícola nacional se forma recién en 1952, cuando don José Canepa Vaccarezza incorporó a su empresa tecnología traída desde Italia y descubrió el potencial de la olivicultura nacional.

Actualmente, Chile posee 3.700 hectáreas plantadas, con 20 almazaras que producen unas 1.500 toneladas de Aceite de Oliva Extra Virgen solamente.


Por Daniel Guajardo
Etiquetada en: .