Inicio 15 de febrero de 2010

USD Obs.:     :     UF:     UTM:

La cepa italiana Lambrusco llega a Chile para quedarse
La cepa italiana Lambrusco llega a Chile para quedarse

Las nuevas tendencias del vino buscan con ansias productos innovadores, así lo ideal es guiar al consumidor a una nueva experiencia con sabores antes no probados...



hongo “cargal” es medicinal gracias a sus propiedades antioxidantes


Poder utilizar el hongo gargal como un potencial alimento funcional, ocupando sus altas propiedades antioxidantes, fue uno de los principales resultados que entregó la ejecución del proyecto "Desarrollo del cultivo del hongo silvestre Grifola gargal y sus alternativas de procesamiento comercial".

Esta iniciativa -financiada por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), perteneciente al Ministerio de Agricultura- fue ejecutada por la Estación Experimental Quilamapu del Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) y la Facultad de Ingeniería Agrícola de la Universidad de Concepción.

El estudio duró 36 meses y tuvo como objetivo domesticar la especie nativa Grifola gargal, la cual se comercializa en ferias libres entre las regiones del Biobío y Aysén. Fue así como se evaluó sus posibilidades de cultivar y producir comercialmente, junto con investigar las perspectivas de procesamiento industrial, a fin de contribuir a diversificar la oferta de hongos comestibles existentes en el país.

Al respecto, el investigador del Centro Quilamapu del INIA, Andrés France, señaló que "esta especie pertenece al mismo género del hongo conocido como "maitake" o "hen of the woods" (Grifola frondosa), que muestra una gran aceptación en los mercados europeos y japoneses debido a características como: delicado sabor, valor nutritivo y sus propiedades medicinales como antioxidante y antitumoral".

Este hongo -que se consume siempre cocido- crece en bosques nativos y se comercializa fresco y en cantidades variables, dependiendo del clima, durante el invierno. Su producción proviene sólo de la recolección, ya que no se cultiva comercialmente en el país, y los sitios de colecta se mantienen en secreto entre los recolectores.

Cabe señalar que Chile se ha perfilado como uno de los mayores exportadores mundiales de hongos silvestres, después de China y Polonia, siendo un importante proveedor de hongos de la Unión Europa y de Estados Unidos.

Sin embargo, los precios son inferiores a los productos de otros orígenes, debido a que la mayor parte corresponde a hongos silvestres cuya calidad, productividad y volúmenes para exportación dependen de factores que escapan del control de proveedores, tales como condiciones climáticas y otros factores de manejo del bosque. Todos éstos contribuyen a generar setas de menor tamaño y de aspecto poco apetecible y también afectan la cantidad de cuerpos frutales que se pueden recolectar

Se estima que alrededor de 40 mil personas -entre las regiones de Valparaíso y de Magallanes- se dedican a la recolección y/o procesamiento de diversas variedades de hongos y existen más de 35 empresas exportadoras.

Beneficios para la salud

Según Andrés France, para el estudio realizado se recolectó material del hongo silvestre Gargal (Grifola gargal) entre las regiones del Biobío y Los Lagos, totalizándose 28 aislamientos, los que posteriormente dieron lugar a 10 cepas puras. Los aislamientos fueron identificados como Grifola gargal, en base a sus características morfológicas y mediciones de estructuras macro y microscópicas.

Tras los análisis, se pudo establecer que es factible producir el Gargal en forma artificial y sus requerimientos de temperatura y humedad son muy exigentes y dentro de un rango estrecho, lo cual incide en el alto costo de producción.

No obstante, su potencial estaría en la producción de extractos con propiedades antioxidantes, debido a que no requiere una forma y tamaño específico de los carpóforos y que, además, tiene un alto valor en el comercio de suplementos alimenticios o medicina alternativa. Este aspecto puede ser aprovechado por algún laboratorio capaz de realizar un cultivo altamente tecnificado, bajo control estricto de los parámetros de temperatura y humedad.

El aspecto funcional de los hongos deriva de sus característica beneficiosas para la salud, como las nutricionales, ya que poseen propiedades analgésicas, antiinflamatorias, antioxidantes, protectoras del sistema cardiovascular, antivirales, antitumorales y de estimulación del sistema inmunológico, entre otras. En lo nutritivo, este producto carece de colesterol y ácidos grasos saturados.

Para los pequeños y medianos productores, la estrategia comercial seguirá siendo la recolección, en la cual se debe prestar atención, al menos, a dos aspectos importantes: fomentar una extracción racional y sustentable del hongo, de manera de preservar el recurso y tomar las medidas adecuadas durante la cosecha y post cosecha, con el fin de privilegiar la calidad del productor recolectado y su valor, y disminuir las pérdidas.


Por Daniel Guajardo
Etiquetada en: .